ALVARNO, el dúo de oro


Por: Señorita Pepis   /   Septiembre 2014

a

Se unen dos trayectorias brillantes formadas en las mejores escuelas de Diseño y Moda internacional. Un francés y un español, que trabajaron juntos en Paris para firmas top. Si juntamos el currículum de ambos, no hay diseñador de prestigio con el que no hayan desarrollado una parte de su trayectoria profesional.

Los nombres de las estrellas de la alta costura con las que han trabajado producen vértigo, así que no podemos tener ninguna duda de la calidad de sus creaciones: el difícil Karld Lagerfeld, la étoile de Chanel, donde ambos coincidieron, pero también están Oscar de la Renta, Fendi,  Alexander McQueen, Givenchiy, etcétera. Hasta que crean su marca y, en 2010, deciden instalarse en la capital de España.

aa

Arnaud Maillard y Alvaro Castejon las dos mitades del proyecto Alvarno, creado en 2009. Sus diseños pret-a-porter están pensados para mujeres cuidadas y elegantes de gustos refinados que les ha llevado a debutar, por fin, después de cuatro años, en la sección oficial de la Mercedes-Benz Fashion Weed de Madrid.

aaa

Esta colección, muy años 80, dirigida a mujeres que ellos denominan rock woman y que han presentado en esta pasarela, está inspirada en el arte abstracto del pintor Victor Vasarely. La armonía y las emociones que el artista logró transmitir en su obra han servido de inspiración  para Arnaud y Alvaro .

aaaa

Golpes de color. Se superponen azules rojos y naranjas en distintas gamas cromáticas delimitados por el negro. Bordados multicolor. Formas estructuradas y drapeados en un juego visual de cortes precisos. Los hombros con hombreras independientes. Tejidos que incluye jacquares geométricos, sedas estampadas, cuero, ante y encaje.

Ahora, y cuando por fin parece que su firma de moda empieza a recibir los reconocimientos que merecen, tienen que alternar su trabajo con otro igual de importante: el de directores creativos de una marca francesa de reconocido prestigio, Azzaro, de la que tienen la misión de recuperar el prestigio que disfrutó allá por los años 70. Loris Azzaro puede descansar en paz porque el éxito de su firma, de nuevo, está asegurado.